Un retrato de tu hogar

Home

© Y Arthus-Bertrand

Yann Arthus-Bertrand ha convertido la tarea de documentar la grandeza y la belleza de la Tierra en la labor de su vida. Nacido en 1946, el fotógrafo, cineasta, ambientalista y Embajador de Buena Voluntad del PNUMA comenzó a fotografiar la fauna silvestre en un viaje a Kenya a fines de los años 1970, cuando vivió algún tiempo con una manada de leones. Desde entonces ha trabajado para Life y National Geographic, que entre otras le dio la oportunidad de fotografiar a la zoóloga Dian Fossey y los gorilas en las montañas de Ruanda.

Arthus-Bertrand es mejor conocido por su fotografía aérea, imágenes fotografiadas desde un helicóptero. Con el apoyo de UNESCO, en The Earth from Above (La Tierra desde lo Alto) ofreció una perspectiva de nuestro planeta que no podríamos ver de otra manera, y en 2009 estrenó Home, una película documental que muestra las glorias del planeta vistas desde el aire y cómo la relación de la humanidad con el planeta está deteriorando rápidamente su equilibrio ecológico.

La ONU encargó a Arthus-Bertrand que produjera la película oficial para lanzar el Año Internacional de los Bosques: Of Forests and Men (De Bosques y Hombres), un montaje de siete minutos de duración de los bosques del mundo vistos desde el aire. Las secuencias no sólo muestran la belleza de los bosques, sino también lo que nosotros los humanos estamos haciendo  con ellos.

TUNZA preguntó a Arthus-Bertrand cuáles eran sus ideas sobre su relación con los bosques y sobre cómo él cree que la fotografía puede ayudar a conservar la Tierra.

TUNZA: ¿Acaso pasa usted mucho tiempo en los bosques?

YA-B: Mi casa está situada al borde de un bosque en el cual suelo caminar todas las mañanas. Es todo un mundo de sensaciones, donde pareciera que todas las cosas humanas desaparecen. La tranquilidad y la belleza de los bosques, su frescura y su fertilidad expresan algo  que contribuye a mi bienestar físico y mental. No creo que soy el único en sentir esto. Nosotros descendemos del bosque. Los seres humanos desarrollaron su visión binocular y sus pulgares oponibles viviendo en los árboles. Tal vez es por esto que siento la necesidad de retornar a ellos de vez en cuando, para reconectarme. Pero soy consciente de que los bosques alrededor de París todos llevan la marca del hombre.

TUNZA: Desde su perspectiva, ¿cuál es el problema clave, y su solución?

YA-B: Una vez me detuve cerca de un campo en Borneo, donde un campesino estaba cortando una parcela del bosque. Le hablé sobre la deforestación, los ecosistemas y el cambio climático. El dijo: “¿Usted viene aquí en su helicóptero para enseñarme una lección? Yo, simplemente estoy trabajando para alimentar a mi familia.” Y luego me invitó a su barco de madera donde su mujer estaba dando de mamar a un bebé y mirando un programa norteamericano en la televisión.

Hemos creado un sueño de confort y consumo, nos hemos beneficiado de ese sueño, lo hemos mostrado a otros, pero ahora les decimos: “Lo siento, no  es para ustedes. El planeta está en peligro.” De modo que la pregunta es: ¿acaso nosotros, que vivimos en las naciones desarrolladas, estamos dispuestos a compartir? Para que los otros puedan tener más, nosotros debemos aceptar tener menos. Y eso no es cosa fácil.

Es necesario que cambiemos la manera en que pensamos, para que la gente se pregunte: “¿Acaso tengo yo el derecho de hacer esto? ¿Acaso yo puedo vivir sin tomar en consideración mi impacto sobre el medio ambiente, sobre el planeta que yo comparto con los demás?”

TUNZA: ¿Qué pueden hacer las películas cinematográficas para ayudar a los esfuerzos para conservar los bosques?

YA-B: La belleza de la Tierra crea grandes emociones en la gente, y a través de esto es posible despertar su consciencia. Cada foto de la Tierra o de sus habitantes trata de mostrar lo mejor, a fin de atraer al espectador a lo que es mejor en nosotros. La voluntad de proteger es más fuerte hacia lo que uno entiende y ama.

TUNZA: ¿Qué diría usted a los jóvenes del mundo?

YA-B: La responsabilidad da sentido a la vida. Yo lo muestro a través de la fotografía, un arquitecto puede demostrarlo diseñando un “gran” edificio o un ingeniero mediante el desarrollo de un automóvil limpio. Cada persona puede actuar a su propia manera. ¡Lo fundamental es actuar!

Para ver fotos, detalles de un concurso, recursos educacionales sobre los bosques, y mucho más, visiten GoodPlanet.org, el sitio de Yann Arthus-Bertrand.

Para ver sus películas online visiten:

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS
  • del.icio.us
  • Blogger
  • Yahoo! Bookmarks
  • Technorati
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • MySpace
  • LinkedIn
  • Live
  • Google Reader
  • email
  • Digg

This post is also available in: Inglés, Francés