Agua embotellada: ¡Salud!

En lugares y épocas en que el agua potable limpia era escasa, la gente pensó en maneras de hacer bebidas más seguras, desde hervir el agua y preparar café, té e infusiones de hierbas hasta beber alternativas fermentadas como cervezas hechas de cereales, y vinos de frutas, miel, plantas de cacto y otras fuentes de azúcar.El proceso de fermentación produce alcohol, que mata microbios dañinos y preserva nutrientes.

La chicha, una bebida tradicional de América del Sur, está hecha de maíz molido o mandioca molida, masticada y fermentada con agua caliente.

El kumis es una antigua bebida de Asia Central fermentada, elaborada con leche de yegua.

La cerveza de banana, una bebida alcohólica popular a través de toda Africa, conocida como urwaga en Kenya y como lubisi en Uganda, es elaborada extrayendo el zumo de bananas maduras, mezclándolo con harina de sorgo y agua, y dejándolo fermentar por hasta 24 horas.

El hidromiel, una bebida fermentada hecha de miel, ya era conocido por lo menos 9.000 años atrás. Los antiguos griegos, malayos e indios solían elaborar y beber diversas variaciones de hidromiel, y sigue siendo popular en Nepal, donde se lo conoce con el nombre de dandaghare, y en todas partes de Etiopía, donde el tej es altamente alcohólico y el berz es una bebida más débil.

  • Facebook
  • Twitter
  • RSS
  • del.icio.us
  • Blogger
  • Yahoo! Bookmarks
  • Technorati
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • MySpace
  • LinkedIn
  • Live
  • Google Reader
  • email
  • Digg

This post is also available in: Inglés, Francés